Con buen pie se despertó el Madrid

Horario atípico. 12:00 horas y el Santiago Bernabéu se encontraba lleno. No jugaba el filial, era el Real Madrid quien recibía al Osasuna en el marco de la duodécima jornada de Liga. Los jugadores merengues se despertaron enchufados: ofrecieron un rendimiento destacable y endosaron 7 goles a su rival, este, solo respondió con un tanto. No hubo aperitivo para los aficionados blancos a la hora o momento del día correspondiente al almuerzo, en esta ocasión, el banquete lo ofreció la escuadra dirigida por José Mourinho que ajusta 10 victorias consecutivas en todas las competencias  y consolida de tal forma su liderato en el torneo local.

Aún así, al Madrid le costó entrar en el partido: Osasuna se plantó bien dentro del terreno de juego y desde el inicio se propuso a presionar al equipo merengue que no organizaba bien sus ideas con el fin de inquietar a Andrés Fernández, meta navarro. Unos cuantos acercamientos tímidos por parte de Sami Khedira, Gonzalo Higuaín, Ángel Di María  y Cristiano Ronaldo precedieron la primera acción de ataque clara forjada por los locales y que precisamente terminó con el primer gol del luso tras un centro de Di María al minuto 22; de cabeza comenzaban ganando los madridistas, por falta de esta, en una desconcentración, veían como los rojillos empataban 8 minutos después, tras una acción de tiro libre cobrada a riesgo y aprovechada por Ibrahima Balde , mientras la zaga oponente protestaba aún al árbitro una acción de falta decretada con anterioridad.

Daba la sensación que un panorama nubado se ponía de nuevo frente al Madrid, paradójicamente esto en medio de una soleada mañana, algo que se podría convertir en una analogía de lo que fue luego el andamiaje madridista a lo largo del compromiso tras el gol que convirtió Pepe al minuto 34 de cabeza, tras la segunda asistencia efectuada por el argentino Di María.

Después de ello todo fue más claro para los locales quienes remataban el primer tiempo con una buena anotación conseguida por Higuaín, quien tras otro servicio de Di María eludió al defensa navarro y ubicó el balón dentro de las redes de tal forma que al arquero Fernández no le quedó  mucho por hacer. La ventaja pudo haber aumentado a favor del Madrid de no ser por el poste que se solidarizó con la causa navarrica y detuvo una sutil aunque certera definición de Mesut Özil tras un centro de Di María quien incluso era más solidario que la reseñada madera. (Como si un objeto en efecto pudiese ser solidario…que no se note la falta de recursos narrativos).

Los recursos, eso sí, que no faltaron fueron los ofensivos. El Madrid culminó su goleada a lo largo de un segundo tiempo que peor no pudo haber iniciado para el Osasuna. Al 53, cuando Özil entraba al área para enfrentarse mano a mano con Fernández fue derribado por Eneko Satrústegui, motivo por el cual el juez central amonestó una vez más al defensor rojillo dejando al equipo de José Luis Mendilibar con diez hombres; tras eso, un minuto después, el Madrid celebraba su cuarto gol en el partido: Cristiano Ronaldo cambió por gol una pena máxima bien cobrada.

Ocho minutos después el Real Madrid contaba dos goles más. Ronaldo celebraba por tercera vez después de cabecear un buen centro de Álvaro Arbeloa y Karim Benzema, quien había sustituido a Di María al minuto 49 debido a una lesión del argentino, se sumó a la goleada y buen despertar merengue al 62, tras un centro de Fabio Coentrão que sobró tanto a madridistas como a navarros.

Pese a que el partido iba 6-1 los locales decididos estaban a seguir explotando su potencial ofensivo, presionando a un Osasuna que intentaba no recibir más embates madridistas. Precisamente en una acción de presión a la salida defensiva visitante, Arbeloa recuperó un balón que otorgó rápidamente a Benzema, quien de forma contundente definió ante el guardavalla Fernández que nada pudo hacer con el fin de evitar una goleada que consolida el liderato madridista en la Liga BBVA 2011/2012.

Dicha condición los merengues la pueden seguir manteniendo en 15 días, cuando el sábado 19 visiten al Valencia en Mestalla. Por su parte el Osasuna puede revertir el mal resultado ante el Madrid recibiendo en su casa el domingo 20 al Rayo Vallecano. Vale destacar además, el debut de un refuerzo que debido a las lesiones, no había podido actuar como merengue, de tal forma, Nuri Sahin salió por primera ocasión al terreno de juego, cuando el partido iba 6-1, acompañando en la mitad del campo a Xabi Alonso.

  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: